Juega con tu creación

El juego en el que creas vida, juegas con ella y puedes cambiarla con hacer un clic. Los Sims 3 un mundo lleno de experiencias por descubrir.

Aunque el mundo te regale un GAME OVER, siempre se puede reiniciar.

¿Qué mejor que el verano para disfrutar de uno de tus juegos favoritos? Los Sims. Es verdad, y seguro que todos lo pensáis, que después de un tiempo se vuelve mortalmente aburrido, y terminas teniendo mil familias, mil ciudades, etc.

Claro está, también depende de a cual juegues. Si sigues enclaustrado en la primera está claro que son monótonos a más no poder.

La 2 me gustaba mucho, será porque le dediqué más tiempo, ya podías hacer personajes más elaborados, casas alucinantes a tu gusto, bastante ropa y peinados a elegir, interactuaciones más diversas,…Lo mejor era irte a una familia como la de los extraterrestres que nada más empezar uno era abducido y otro estaba embarazado, vamos ¡de lo más peculiar!

Estos meses he jugado más a los Sims 3, y aunque los rasgos físicos y psíquicos de la persona están muy conseguidos (a excepción de la altura), han quitado varias cosas que ya estaban en la 2 sin necesidad de expansión, como por ejemplo los peinados, las barbas; en los objetos: el tan ansiado jacuzzi, que ni si quiera ya puedes conseguir con logros.

Una cosa que me encanta de esta nueva versión son las mini-misiones que te marcan o el poder tener más actividad en el trabajo, cosa que se agradece, porque si no, es como si alguien más a parte de ti controlase ese mundo.

Los creadores del juego está claro que tuvieron el problema de ¿qué hacemos con las unidades domésticas? ¿Qué hicieron? Sólo puedes activar una y las otras le seguirán en días para que todos crezcan a la par, el problema es que es un rollo ir cambiando de unidad doméstica activa a otra. Pero bueno, así no pasa como cuando jugabas en la 2 a la historia de las familias enfrentadas; si jugabas con la de Romeo y este crecía, Julieta seguía siendo una adolescente y ya se acababa el amor, y si hacías lo contrario pasaba más de lo mismo.

Siguiendo con la saga del juego, probé los Sims 3 en la Nintendo DS. No sé como serían en ediciones pasadas pero está bastante vetada. Sólo podías crear un sims por casa, conocías a alguien y para conseguir que se enamorara de ti tenías que sudar mucho y cuando ya por fin estabais casados se terminaba lo guay, porque no podías tener hijos y en lo único en lo que te podías aplicar era en el trabajo.

Bueno amigos, os animo a crearos una vida virtual con este estupendo juego, crearos una casa de ensueño, escalad en profesión y tened una gran familia. Eso sí tened cuidado con los ladrones, poned alarmas antirrobos, porque abundan por la zona.

Ya seguiré con entrevistas y cosas curiosas que me han pasado en el juego.

Acerca de agonher

Soy una estudiante de Comunicación Audiovisual de la Universidad Complutense de Madrid que le apasiona el mundo de la poesía y la creatividad que hace que florezcan letras en un medio de expresión.

Publicado el 03/10/2011 en Archivos añejos y etiquetado en . Guarda el enlace permanente. Deja un comentario.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: